amaranto dorado

DSC_0049.JPG

INFORMACIÓN NUTRICIONAL

La cúrcuma es un gran antiinflamatorio, pero necesita pimienta negra para activarse (una pizca de pimienta por una cucharadita de cúrcuma, aproximadamente). También es de gran ayuda en diferentes afecciones gastrointestinales (especialmente aquellas que tienen que ver con procesos de inflamación) y es un potente antioxidante. 

El jengibre actúa también como antiinflamatorio, antioxidante y posee una alta actividad antiproliferativa, actuando como agente quimiopreventivo y anticáncer.

El amaranto es un pseudocereal (apto para celíacos) rico en carbohidratos de lenta absorción, ácidos grasos esenciales, fibra, calcio y magnesio. Además, posee escualeno, un potente antioxidante de propiedades anticancerígenas.

Las semillas de Chía son una magnífica fuente de Omega 3. Además, cuando las “activas” con líquido, se rodean de una sustancia viscosa que actúa como un espesante natural.

 
blob

INGREDIENTES (para 1 vaso)

Para el porridge:

  • 5 o 6 cucharadas de amaranto.

  • 1 cucharadita de cúrcuma.

  • 1 pizca de pimienta negra.

  • 1 trocito de jengibre fresco (pelado y rallado) o una cucharadita de jengibre en polvo.

  • Canela al gusto

  • 1 cucharada de coco rallado.

  • 1 cucharada de semillas de chía.

  • 100ml de leche de almendras sin azúcares añadidos

  • 150 ml de agua.

Para el topping:

  • 2 cucharadas de yogur natural (sin azúcar).

  • 2 orejones.

  • Unas cuantas semillas de calabaza.

ELABORACIÓN (desde la noche anterior)

La noche anterior, echar el amaranto, la chía, el agua y la leche en un tarro de cristal con tapa, y guardar en el frigorífico.

Por la mañana, calentar el contenido del tarro en una olla durante unos 5-10 minutos, retirar del fuego, añadir las especias y mezclar bien. Servir en un vaso grande o en un bowl, con el yogur, los orejones y las semillas de calabaza.